Carta Secreto Reyes Magos

5/5

7,50 IVA incluido

La carta secreto de los Reyes Magos se trata de un mensaje muy especial especialmente dedicado a aquellos niños y niñas que empiezan a dudar de la existencia de Sus Majestades.

Agotado

La campaña de Navidad ha acabado. Los Pajes Reales ya han comenzado a preparar la siguiente campaña para que sea todavía más mágica. 
Si quieres ser de los primeros en recibir tu carta para las próximas Navidades y estar al día de todas las novedades, 
¡suscríbete a nuestra lista de correo! (totalmente gratis)

  • RECIBIRÁS UNA SORPRESA DESCARGABLE GRATUITA PARA TUS PEQUES

  • Ver texto Reglamento General Protección de Datos (RGPD)

    MENSAJES MAGICOS te informa que los datos de carácter personal que nos proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por el responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicitamos es para enviarte nuestras publicaciones, promociones de productos y recursos exclusivos. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado. Te informamos que los datos que nos facilitas estarán ubicados en los servidores de Mailchimp (proveedor de email marketing de) fuera de la UE en EEUU. Mailchimp está acogido al acuerdo EU-US Privacy Shield, aprobado por el Comité Europeo de Protección de Datos. Ver la política de privacidad de Mailchimp. El hecho de que no introduzcas los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia que no podamos atender tu solicitud. Podrás revocar en cualquier momento el consentimiento presentando tu solicitud a contacto@mensajesmagicos.com. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en nuestra página web www.mensajesmagicos.com.

disponible en español y catalán

Algunas de las inquietudes de muchos padres en Navidad tienen que ver con las preguntas siguientes:

—¿Mamá, Papá, ¿los Reyes Magos existen?
—¿Quiénes son los Reyes Magos en realidad?

 

A continuación, te contamos como surgió la idea de crear…

La carta para explicar la verdad de los Reyes Magos

Cuanto más pequeño es el niño, más ciegamente cree en toda la fantasía que envuelve la Navidad. Durante los primeros años de la infancia se les ve de lejos el brillo de los ojos al ver a Papá Noel o a los Reyes Magos. Aquella inocencia infantil que se encarga de encajar todas las piezas del puzzle, sin cuestionarse ni qué, ni cómo, ni dónde… Aquellos años, en que los padres, alentados por las ganas de hacer soñar a sus niños, viven las Navidades como si ellos fueran los protagonistas, los niños de la casa. A priori, todo parece muy fácil, hasta tienes la sensación de que esta situación va a durar para siempre, pero por mucho que estires la cuerda, los niños van creciendo. Es ahí cuando se empiezan a preguntar cosas, y de aquellas preguntas nacen las sospechas, alimentadas por los rumores de sus amigos de clase, sus primos, sus hermanos mayores…

Así que no nos extrañe cuando llegue el día de la temida pregunta:

—Mamá, papá, ¿los Reyes Magos son los padres?, —y nos quedemos paralizados sin saber muy bien qué decir, ni cómo actuar…

¡Tranquilo/a, no estás solo/a!, muchos otros padres ya han pasado por este momento. Gracias a nuestra red de contactos mágicos que tenemos en Oriente (sí, allí les va mucho esto del “networking”), desde Mensajes Mágicos hemos creado una carta especial a través de la cual enviamos un mensaje a aquellos niños que se empiezan a plantear la existencia de los Reyes Magos. Esta carta ha sido creada con mucho tacto y un enorme cariño, la cual puede llegar a ser un gran apoyo, tanto para los padres como para los hijos. Por una parte, ayuda a los padres dándoles argumentos para que no les pille del todo desprevenidos, y por otra parte, ayuda a los niños a digerir un posible disgusto.

Al final, lo más importante es hacer saber al niño que ya ha llegado a una edad en la que empieza a ser más maduro, con lo cual deberá seguir guardando el secreto para que aquellos niños más pequeños sigan manteniendo la misma ilusión y tengan un feliz día de Reyes. De esta forma, daremos una responsabilidad y un deber al niño que lo hará sentir más mayor, con lo que le haremos totalmente partícipe de otro tipo de magia de la Navidad. Al fin y al cabo, no hay nada más bonito que hacer feliz a los que nos rodean. Para nosotros, éste es el verdadero espíritu navideño.